Seleccionar lo que ibamos a traernos no estuvo nada fácil! Mi sellado llegó en Diciembre y mis pasajes fueron para el 12 de febrero y desde Enero habían cajas y maletas abiertas en la sala para seleccionar qué llevarnos. un día metía algo y dos días después lo sacaba, las niñas empezaron su venta de garage así que el problema éramos los adultos! Mi esposo quería traerse cosas que ni allá sabía que tenía guardadas y yo quería botar TODO, estaba muy indecisa respecto a qué enviar y que no lo dañaran en la aduana, porque ya había leído cuentos de como perforaban las cosas y cómo los electrodomésticos llegaban casi inservibles.

Yo no sé porqué me parecía que en las cosas más tontas era en las que más se gastaba, así que metí los cuadernos sin usar de las niñas y mil marcadores y colores, reglas, borras con  motivos navideños y demás. Los libros que usamos para estudiar idiomas como 5 de Ingles y 8 de frances (de los cuales sólo usamos 1 y otro que creo que mi esposo lo prestó), John se auto-envió todos sus pares de zapatos de goma, los cuales ocuparon caja y media! llegó un momento en que estaba ligando que el guardia de la aduana fuera talla 43 para que se los quedara todiiitos!! (Hoy el cdsm tiene todos sus zapatos y yo tuve que gastar aquí porque vivir con 4 zapatos es imposible!). De cocina terminé metiendo sólo mi hornito guaro para las arepas, la plancha de arepas y 2 pailas, ni sé si se llaman así tampoco, porque ique ya estaban curadas y tal… bueno, la plancha de las arepas manchó la cocina el primer día y no sé aún cómo quitarla, así que no la usamos nunca más; el hornito de las arepas enciende invariablemente el detector de humo, así que lo que soy yo, las horneo despues de hacerles la conchita en mi sartén de Ikea (osea, eso tampoco era necesario). En una maleta que traje conmigo como equipaje de exceso (Mi computadora tiene activado ya el frances como lenguaje, así que no sé si exceso esté bien escrito) me traje mi monitor de computadora, mi maquina de coser-que-no-he-usado, y un perolero que no recuerdo.

De todo lo que leí coincidían en que por Fedex había menos riesgo, o al menos no se sabía ningún cuento del primo del amigo del que se fué la semana pasada; así es que escogimos usar el servicio de Mailboxes con mis amigos Eldy y Ruth que se portaron excelente! (Me gustaría creer que fueron especiales porque nos conocemos despues de como 10 años, pero creo que son así de bellos con todos!). Tienen varias reglas en el envío así que hay que llamar para asegurarse, nosotros obviamente entendimos todo mal y embalamos, cerramos y marcamos todas las cajas el día que entregamos el carro. Fue UN DE SAS TRE. Llevamos las cajas y la pobre Ruth casi muere de la impresión! Resulta que había que llevar un listado detallado de todo lo que contenía cada caja, y no un listadiiito cualquieera! No no no! así tipo Zapato de tenis, marca tal, color tal, para caballero, talla tal …WHAT!? Cómo ibamos a regresarnos a hacer eso? en que carro, si el nuevo dueño estaba esperandonos? con qué plata? si los bolivares nos alcanzaron así como el último airecito de la gasolina? Con qué tiempo? si ese día teníamos la despedida con la familia y firmábamos la venta del apartamento? cuando las subíamos de nuevo? si al día siguiente teníamos que llevar el poco’e maletas al hotel porque ya ni nevera teníamos en la casa? yo quería como morírme! Menos mal que ellos tienen un servicio en el que te cobran por hacer la selección y el embalaje y de pana, preferí gastar en eso y no estresarme más de lo que ya estaba rehaciendo cajas y haciendo más listas! ya estaba mega obstinada! Así que les dejamos las cajas y al día siguiente nos llamarían para que fuéramos a buscar lo que no podía irse (no se pueden cosas con tinta, porque si se dañan, manchan lo demas y como es carga asegurada…) y para que canceláramos… fueron tan queridos que hasta a mi divna pastora le hicieron una cajita de madera para protegerla! en ese momento pagamos 17.000Bs por todo, 6 cajas y la caja de madera.

Cuando llegamos a Canadá nos entregaron la B4 para liberar de impuestos los bienes que iban a ingresar, así que escaneamos eso, los boarding pass, el pasaporte con la visa de entrada y la nueva dirección y teléfono y lo enviamos via e-mail a Eldy (fué como 1semana despues que lo enviamos, mientras yo lograba comprar el celular). Despues de ese momento fué que mis cajas salieron de Venezuela y tardaron 15 días en llegar aquí, me llamaron de Fedex, alguien en español, para explicarme que mis cajas ya estaban en la aduana y que debía enviar la original de mi B4 para liberarlas; y que si eso era todo lo que yo recibiría, mandarla a anular de una vez. En efecto mis cajas arribaron 3 días después, mientras le llegaba a ellos la B4 por correo y liberaban mis cajas y las entregaron en la sala de mi casa, con nieve, frío, tres pisos y todo! Como 4 días después llegó por correo mi B4 original.

Seamos sinceros! ya ahí ni recordaba que me envié, varias cosas ya las había tenido que comprar, porque vivir 5 semanas sin sarten era absurdo! pero fué como navidad, redescubrir el montón de cosas que llegó.

Mi consejo, escojan mejor que yo, que ahora es caríiiiisimo!

Anuncios

Un comentario en “Lo que me traje de Venezuela

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s